Wilfredo Rosado y su sueño de diseñar joyas finas

 

El trabajo del diseñador de joyería fina, Wilfredo Rosado, es el resultado de una larga carrera dentro de la industria de la moda, que comenzó de la mano de su mentor, Giorgio Armani, en 1989. La primera colección de este artista, de padres puertorriqueños, es interesante, muy seductora, pero sobre todo,  provocadora.

Wilfredo Rosado, presenta siete líneas dentro de su primera colección, todas marcando el encanto y reflejo de sus años como profesional en la industria. Antes de estar con Armani, fue editor de modas de Interview, revista de Andy Warhol, pero también de Fame Magazine.

Mientras estudiaba en New York University (NYU), Wilfredo Rosado conoció al legendario modista italiano, quien pudo observar en el talento y visión. Así, antes del 1989 trabajó en la primera tienda que estableció este emporio italiano en los Estados Unidos, en la Avenida Madison, Nueva York. Para Wilfredo Rosado comenzaba una aventura llena de éxitos.

Según su biografía, cuando no estaba en sesiones fotográficas con fotógrafos de la talla de Herb Ritts y Bruce Weber, andaba por las calles de la ciudad buscando inspiración de sus caminantes, pero también de exponentes del arte urbano como Keith Haring y Jean Michel Basquiat.

En el 1989, Wilfredo Rosado viaja a Italia para comenzar una nueva faceta en la casa de modas Armani. En 1994 volvió a Nueva York para convertirse en los “ojos de Giorgio Armani en los Estados Unidos”.

Cuando regresé a los Estados Unidos, mi interés fue conquistar a una generación más joven”, declara Wilfredo Rosado, que pasaba sus vacaciones de verano en Maunabo, Puerto Rico. “Yo quería traer esa voz urbana a la marca, añadir un poco de la calle a la sofisticación y elegancia (de Armani)”, comenta Wilfredo Rosado, que salió de Armani en el 2007, para emprender sus propios proyectos.

Posteriormente colaboró con Versace, en lo que se puede considerar su primer encuentro con el mundo de la joyería fina, creando joyas junto a otros artistas, entre ellos, el pintor y director de cine Julian Schnabel y el escultor Marc Quinn. Entre tanto, desde 2000 al 2004 fue presidente de Edmundo Castillo, LLC, que fundó junto al diseñador puertorriqueño Edmundo Castillo.

Lanzar joyería fina ha sido siempre una ambición secreta que he tenido”, declara Wilfredo Rosado, que con esta colección redefine el concepto de lujo, con elementos sumamente atractivos para aquellas personas que buscan más que una pieza clásica en la joyería.

Para que sepas dónde conseguir estas prendas, incluyendo Puerto Rico, puede pulsar aquí, donde aparece la lista de las tiendas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *