Marcos Carrazana, diseñador de modas, en entrevista con Fashion Vitrine

Marcos Carrazana saluda luego de presentar "Magia Negra", colección Fall Winter 2011, durante el West Fashion Week. Foto suministrada

El diseñador puertorriqueño, natural de Arecibo, define su estilo al crear moda como uno glamuroso y femenino. Le encanta trabajar textiles como el tafetán, encaje y organza, para crear piezas de gran volumen y resaltar con suma elegancia y encanto la cintura femenina.

Su más reciente colección, “Magia Negra”, presentada en el marco del West Fashion Week, sirve para confirmar que con su trabajo resalta la esencia de la mujer de una forma muy elegante y clásica. No faltan en sus propuestas los volantes ni las flores de gran volumen, que son sinónimos de feminidad, según declaró en entrevista con Fashionvitrine.com. “Para mí los ruffles (volantes) son lo más femenino que hay; y las flores pues, definitivamente, son sinónimo de lo que es femenino también”, explica.

A lo largo de su carrera, que comenzó a finales de los 90, ha tenido la oportunidad de aprender de la industria de la moda de Nueva York, pero también de la de París, ciudad francesa en la que quedó prendado del encanto de la Alta Costura.

“Fue una gran escuela”, dice el modista en referencia a su estadía en Nueva York. “Aprendes a trabajar con diferentes tipos de clientes, diferentes culturas, diferentes exigencias también. Definitivamente aprendes a estructurar bien el negocio”, comparte Carrazana, que tuvo su propia tienda en el Upper East Side de Manhattan. “Esa experiencia fue bien buena. Tuve la tienda, que era pequeñita, era más dirigida a hacer bridal (vestidos de novias). Básicamente se hacían dos colecciones al año”, recuerda.

Pero también tomó cursos intensivos en Parson Paris School of Art and Design, lo que le sirvió significativamente para su formación como diseñador. Por ejemplo, pudo tomar clases en la casa de modas de Christian Dior y en la de Christian Lacroix donde vio de cerca el trabajo de estos dos maestros. “Me impresionó mucho el taller de Lacroix”, recuerda. “Cuando fuimos a coger la charla allí había un corset que costaba casi $200 mil. Estaba bordado en esmeraldas de verdad. Hay cosas que en realidad tu no ves en Estados Unidos. Se ven muchas cosas caras en los Estados Unidos, pero esa artesanía de lo que es la Alta Costura, no”

A Marcos Carrazana le gusta crear entre lo clásico y lo moderno. Pero sobre todo, “tiene que ser  un traje que se vea bien femenino… que sea un vestido que aunque lo guardes y lo vuelvas a sacar en un año, lo puedas usar de nuevo.

Actualmente el diseñador tiene su tienda en Arecibo. Allí atiende a sus clientas por cita, pero también tiene disponible vestidos listos para vender.

Para que conozcas un poco más del diseñador, mira la entrevista que le hicimos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *