Stella Nolasco y su moda como mejor lenguaje para alzar su voz

La diseñadora Stella Nolasco ha utilizado, a lo largo de su trayectoria, la moda que crea para enviar algún mensaje, reaccionando a los acontecimientos sociales de su país y del mundo. Así ocurrió recientemente en Nueva York.

Y basta con repasar un poco la carrera de Stella, para aquellos que están conociendo a esta diseñadora puertorriqueña en estos días. Los que viven o vivieron en Puerto Rico entre el año 2000 y 2002 deben recordar cuando se añadió un nuevo prefijo a los números de teléfono del país. Hasta ese entonces, solo existía el 787, sin embargo, como un impostor, llegaba el 939. Ese evento creó una simpática conmoción en la isla porque nadie quería «perder su identidad», echando a un lado el ‘787’. Era algo así como lo que le ocurrió a Carrie Bradshaw en Sex and the City, que protestó cuando le cambiaron su número de teléfono. El nuevo comenzaba con 347 y no con el 917.

Por @JuanEnVitrina

En Puerto Rico, ese 787 representaba -o representa- una marca de identidad, como es para muchos neoyorquinos de Manhattan el 212. Stella, tampoco quería alejarse de ese número y así lo dejó saber a todos desde la pasarela, cuando marcó algunos de sus diseños con este código.

Actualmente, las causas sociales han tomado más seriedad para Stella Nolasco y en esta ocasión, lejos de un cambio de código de área, alza su voz para enviar un mensaje más contundente, en favor de la igualdad de las mujeres, pero con estilo, haciendo suya la frase ‘Feminista pero femenina’, porque si hay algo claro en sus creaciones es que no falta feminidad. Y si hablamos de identidad, también levantó su voz para pedir la igualdad, ya desde una perspectiva política. 

Ocurría esta semana algunas semanas, durante su tercera pasarela presentada en la New York Fashion Week. Stella volvía, con mensajes directos, a tono con la situación política que vive Puerto Rico y Estados Unidos y lo ocurrido, después del huracán María, puntualmente todo lo relacionado a las ayudas que los ciudadanos esperaban del gobierno de los Estados Unidos. Con frases como «Can’t say American without the Rican«, la diseñadora puertorriqueña quiso dejar claro que las personas que nacen en la isla del caribe también son ciudadanos americanos y se merecen ser tratados con igualdad.

Fashion Vitrine entrevista a Stella Nolasco

La ropa es una forma de expresión, pero no debes sacrificar tu esencia femenina por el mundo. Femenino o ‘girly’ pueden ser fuerte”, decía Stella antes del desfile. Y es que a diferencia de otras ocasiones, en esta prefirió, como lo han hecho otros diseñadores como Karl Lagerfeld, darle pancartas a las modelos con mensajes de igualdad, en son de protesta.

Así aparecía la ex Miss Puerto Rico Universe, Monic Marie, (arriba) pero también Génesis Dávila, la puertorriqueña que fue escogida recientemente como Miss Florida USA 2018, que llevaba otra pancarta. Génesis pudo convertirse en representante del estado de la Florida, porque es ciudadana americana.

Con un letrero que leía «Equality is Sexy!», veíamos a la modelo Águeda López, (abajo) esposa de Luis Fonsi. A ellos, juntos a sus hijos, los hemos visto en estos días adornando la portada de la revista ¡HOLA! USA, presentando en exclusiva a su segundo hijo Rocco.

El encaje, las plumas y las siluetas suaves pueden ser abrazadas por la mujer del siglo XXI que conoce sus derechos y sus capacidades. Quizás debemos tratar de lograr el cambio no desafiando los ideales de la moda contemporánea de la feminidad, sino ajustándonos a ellos«, propone Stella Nolasco, para de manera sutil, dejar claro lo que piensa.

Y si hablamos de figuras del momento, Stella también contó con el apoyo de otra puertorriqueña, orgullo nacional, la bella Dayanara Torres, Miss Universe 1993, que orgullosa de su puertorriqueñidad, cerró el desfile ondeando la bandera de su país, haciendo un llamado a la solidaridad.

«Desde ese momento que estuvimos hablando de este desfile, le dije, lo que sea yo estoy ahí, necesito estar ahí, decir presente porque lo necesita Puerto Rico…», expresaba a ‘Al Rojo Vivo’ minutos antes de salir a la pasarela Dayanara, que recibió la invitación de su amiga, Stella cuando todavía competía en ‘Mira quien baila’. «Esto pasó desde septiembre y todavía es la hora que Puerto Rico no está bien, y le falta mucho«.

Obviamente, esta colección llega luego de una etapa crítica en la vida de Stella y su familia. Como a la mayoría de los puertorriqueños, ellos también sufrieron estragos luego del huracán, que azotó la isla en septiembre de 2017. Desde entonces, muchos han convertido la palabra ‘resiliencia‘ en su mantra, para levantarse nuevamente, y ella no ha sido la excepción. Pero no solo su casa se inundó, sino que algunas de sus modistas lo perdieron todo.

Cuando mi hogar se inundó, todas las plantas de mi jardín murieron. Sin embargo, solo una planta sobrevivió, la ‘Red Kiss Rex Begonia’, cuyas hojas son rojas en forma de corazón», explica.

«Esto inspiró la última estampa de mi colección, que está compuesta con piezas de rica textura en tonos rojizos”, cuenta la modista, que tiene su boutique en el barrio Santurce, en San Juan, capital de Puerto Rico.

Hay algo de negro en esta colección de otoño e invierno, sin embargo, el color predomina. Así es como debe ser la vida”, dice Stella Nolasco.

Después de meses de readaptación, Stella pudo forma a esta la nueva colección, sin electricidad y utilizando plantas eléctricas. Ella, motivo a su equipo dejándoles saber que este trabajo lo terminarían para mostrarlo fuera de la isla. La idea, siempre lo tuvo claro, era dejarle saber al mundo que Puerto Rico todavía necesita ayuda. Como parte de esta presentación en Nueva York, Stella quiso colaborar con la Foundation for Puerto Rico, para hacer un llamado de que el apoyo a la isla debe continuar y que se puede hacer por medio de donaciones a esta entidad. Igualmente, ella estará donando parte de su colección para ser subastada en una fecha qué esperamos anunciar próximamente. ¡Enhorabuena, Stella! Felicidades.

FOTOS/ SUMINISTRADAS

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *